Cómo evoluciona la implementación del “open banking” a nivel mundial

    

Open Banking

El concepto de “open banking” se volvió muy popular debido a los beneficios que genera al usuario final. Sin embargo, no todos los países tienen la mismas políticas y regulaciones, por lo cual resulta relevante revisar el tema y estar al tanto de los retos que enfrenta esta tecnología aplicada a las finanzas.

El termino open banking o banca abierta es sinónimo de digitalización y transformación del sector financiero, porque implica la democratización del acceso a los datos de los usuarios para prestarles servicios financieros más integrados, personalizados y completos.

Sin embargo, este mismo espíritu de fuente abierta es el que ha hecho difícil su implementación en los diferentes países, por razones de privacidad y seguridad de los datos y de los usuarios. Por esto, en todo el mundo se está trabajando en iniciativas orientadas a desarrollar las regulaciones necesarias para que la banca abierta sea una realidad.

Países líderes de la banca abierta

Europa se ha caracterizado por liderar este proceso y a través de normativas como “La Directiva Europea de Servicios de Pago” (PSD2), tanto entidades bancarias como proveedores de dinero electrónico están obligados a compartir sus datos transaccionales y de pagos con terceros, siempre y cuando se cuente con la autorización del usuario.

En Latinoamérica, México es el país más avanzado en el tema con una regulación concreta sobre “open banking” estipulada en la “Ley Fintech” de marzo de 2020, donde se establece que Fintechs y bancos deben compartir la información en beneficio de los usuarios, convirtiendo al país azteca en el único a nivel mundial que establece este intercambio bidireccional y no solo de Fintechs a bancos.

Por otro lado, países como Perú y Argentina carecen de cualquier normatividad al respecto; mientras que Colombia se encuentra en el proceso de consenso entre bancos, Fintechs y Estado para el desarrollo de una regulación.

La promesa de la banca abierta

Un informe de la compañía Belvo sobre la situación del Open Banking en Latinoamérica y su futuro, reveló que a pesar de que la región se caracteriza por tener un porcentaje cercano al 50% de su población sin acceso a servicios bancarios, el movimiento de banca abierta puede ayudar a cambiar esta situación al ofrecer productos financieros personalizados y acordes con las necesidades reales de los usuarios.

Esto nos lleva a pensar que en un futuro no muy lejano la banca abierta será la base del mercado de servicios financieros del mundo y del continente, dejando por fuera a las instituciones financieras que no se actualicen con esta tendencia. Si quieres empezar a transformar tu entidad financiera, COBIS puede ser tu mejor aliado. Conoce más de nuestras soluciones y servicios en https://www.cobiscorp.com/soluciones/

Participa Aquí

Otros artículos de interés:

author photo

Acerca del Autor

Diana González Fajardo