Estudio de BID Lab revela el gran crecimiento de emprendedoras Tech en América Latina

    

El informe “El ascenso de las mujeres Stempreneurs” elaborado por el Laboratorio de Innovación del Banco Interamericano de Desarrollo arrojó importantes datos sobre los perfiles, necesidades y desafíos de las mujeres emprendedoras en STEM (Ciencia, Tecnología, Ingeniera y Matemáticas) de América Latina, mostrando que el número de estas emprendedoras crece cada vez más en la región.

La encuesta fue realizada en 2019 en todos los países de América Latina y se preguntó a un total de 1408 mujeres: 405 STEMpreneurs, 492 emprendedoras de otras áreas y 251 que planean comenzar un emprendimiento pronto. Uno de los resultados más significativos es que las áreas Fintech, Edtech, Healthtech y Biotech son los sectores preferidos por las encuestadas para emprender.

Los países más emprendedores

En cuanto al capital para la fundación de estos nuevos negocios, el informe reveló que un 54% proviene de capital de inversores ángeles o capital emprendedor (venture capital) y casi un 80% tienen planes de expandir su compañía internacionalmente en los próximos cinco años. El mayor número de estos startups están ubicadas en Brasil con un 15%; luego está Perú con un 11%, Argentina con un 9%, México con un 8%, Colombia con un 7%, Trinidad y Tobago con un 6%, Uruguay con un 5% al igual que Bolivia y Chile con 4%.

Es muy importante destacar que el 81% de estos emprendimientos se fundaron en los últimos cinco años, mientras que un 12% nacieron entre el 2010 y 2014 y un 7% antes del 2010; lo que indica que el número de emprendedoras en la región ha crecido exponencialmente, siendo la ambición personal la razón más significativa para comenzar estos negocios.

La tecnología siempre es un campo abierto

A pesar de su gran crecimiento, las emprendedoras STEM aún enfrentan obstáculos importantes. Por ejemplo, para el caso del 46% de las encuestadas que tienen al menos un hijo a cargo, el balance entre su trabajo, su vida personal y el rol social de las mujeres fue identificado como uno de los tres desafíos más importantes. Además, el acceso a financiamiento fue señalado como el mayor desafío y motivo de frustración por el 59% de las encuestadas.

En conclusión, el estudio señala que a pesar de que las emprendedoras tech aún afrontan obstáculos importantes, como el equilibrio entre trabajo y familia, el número de mujeres que se deciden a emprender en esta área aumenta cada vez más, volviéndose repetitivos fenómenos como el de las co-fundadoras y en sectores tradicionalmente dominados por los hombres como las fintech, confirmando que la tecnología es un campo siempre abierto y de oportunidades para las mujeres.

New call-to-action

Otros artículos de interés:

author photo

Acerca del Autor

Diana González Fajardo