El dinero móvil y su impacto en el sector financiero

    

blog4

No se necesita un estudio para saber que el dinero móvil es la nueva gran tendencia del sector financiero. Sin embargo, la consultora Nielsen publicó, en octubre del 2016, el estudio ‘Dinero Móvil 2016’ que habla de tendencia global.

En América Latina, por ejemplo, el 43% de los clientes de la banca ha realizado una transacción móvil en el último semestre. Para darle más fuerza a esta cifra, el 78% de encuestados respondió que estarían dispuestos a hacer una operación en línea antes de terminar este año. según un artículo de la revista Líderes, de Ecuador, para la Asociación de Bancos Privados del Ecuador (Asobanca), los canales digitales representan un 60% de las transacciones totales en ese país.

Aunque en Ecuador la cifra crece, México -si bien hay un 52% que ha usado la banca móvil- el resto no la usa por miedo a la inseguridad en el sistema bancario. La cifra de usuarios activos de esta funcionalidad es del 36%, lo cual es una cifra baja para el país azteca. La mejor forma de impulsar una cultura de uso de la banca móvil es concienciar a los usuarios sobre su utilidad y formas de usarla de forma segura:

¿Qué pasos seguir para evitar fraudes digitales en la banca móvil?

  • Los clientes deben comprobar que la app móvil del banco está validada en temas de seguridad.
  • También ayuda buscar comentarios de los usuarios dentro de la app (en la parte de descarga) para ver cuál ha sido la experiencia de otros usuarios.
  • Para ampliar la búsqueda puede escribir en Google el nombre de la app y leer si existen comentarios al respecto.
  • Lo más importante es asegurarse de descargar la app oficial del banco para evitar robo de datos y transacciones.

Los beneficios de la banca móvil

La seguridad es el principal reto para que la banca mejore la penetración móvil. Es precisamente ese ítem en el que los bancos están trabajando para atender a las nuevas generaciones, en especial los millennials que representan una parte creciente de la población.

Si alguien salió de su casa y en la calle se dio cuenta que dejó su billetera… probablemente si vive en Shanghái su departamento quede en el piso 19 -para poner la escena más trágica- y hasta regresar tarde 10 minutos que no tiene. En realidad no tiene por qué preocuparse; si abre el WeChat (una suerte de Twitter en China) que cuenta con 500 millones de usuarios puede acceder a PayPal, Amazon, Uber, etc., en una sola aplicación para acceder a productos y servicios a través de su celular, como informa la revista Bloomberg Markets.

La imaginación es el límite en este tipo de servicios. Puede pedir y pagar un taxi, reservar un restaurante y compartir la cuenta por consumo con un grupo de amigos, transferir dinero o gestionar una inversión…¡todo a través del teléfono móvil! China ha sabido cómo sumarse a la ola de la banca móvil. No es algo de siempre, de hecho el gigante asiático es reconocido porque su banca tradicional es ineficiente y rígida. Lo que ha sido una oportunidad para las empresas ágiles del sector tecnológico para innovar. “Este tema (la innovación financiera) se discute a escala mundial pero en China es donde se ha pasado a la acción teniendo un impacto y este el futuro de la banca móvil en el mundo”, indicó a Bloomberg Zennon Kapron, director de la consultora Kapronasia.

Kapron, quien vivió en Shanghái durante 11 años, experimentó la revolución digital de primera mano. “En 2004, cada vez que tenía que pagar mi alquiler, iba al banco, hacía la fila, retiraba el dinero en efectivo, lo llevaba caminando hasta el banco del propietario de mi casa, sacaba un número, hacía la fila, y luego depositaba el dinero en su cuenta”, dice. “Hoy pago mi alquiler con Alipay de Alibaba (una app)”.

Entre tanto el Industrial Commercial Bank of China (ICBC), la mayor entidad crediticia del país por activos, lanzó su propio website de comercio electrónico en enero de 2014 para vender joyería, electrónica y otros productos minoristas junto con algunos productos bancarios. También ofrece una aplicación móvil.

Otros países y aplicaciones tecnológicas también innovan en este segmento. Snapchat, la app de jóvenes para enviar mensajería efímera impulsan su servicio Snapcash para hacer pagos con el móvil y transferir dinero a tus contactos. No es la única app, otras quieren integrarse con medios de pago para que el celular sea más que un dispositivo de comunicación. Sin embargo, ningún país está tan adelantado como China en banca móvil.

Los bancos deben ser más ágilespara lograr ese nivel. Una empresa ágil es aquella que es capaz de detectar y responder al cambio con rapidez y confianza. Según la escuela de administración y dirección de empresas MIT Sloan, ser una empresa ágil produce un 30% más de beneficios y, además, toma un un 37% de decisiones de forma más rápida.

El sector financiero está evolucionando rápidamente. Ahora, la competencia no viene únicamente del nuevo banco de la localidad; existen nuevos actores -Paypal, Amazon, Google, ApplePay, BitCoin- que representan propuestas disruptivas para la generación de servicios financieros innovadores.

Al mismo tiempo, los usuarios de estos servicios han modificado su comportamiento. Soluciones como Internet Banking, Mobile Banking e integración con Social Media ya son elementos naturales en la experiencia del consumidor, lo que llamamos al interior de Cobiscorp como “Disrupción Financiera”. Por lo tanto, la banca tiene que innovar y reinventarse. En ese sentido Agile es el mecanismo que impulsa a las organizaciones para adaptarse con rapidez, y así aprender del mercado con espíritu emprendedor y brindar soluciones tecnológicas innovadoras.

eBook visión sector financiero 2017

 

 

 

 

 

 

 

 

author photo

Acerca del Autor

Ivanna Zauzich

Periodista que ha escrito para El Comercio, Gestión, Soho, entre otras publicaciones. Apasionada por social media y desarrollo de estrategias digitales. Encuéntrame en: